Crónica del evento “Geo de Tronos”

Si eres de los que piensan que el geocaching es simplemente una actividad lúdica que consiste en buscar cajitas utilizando un dispositivo GPS, permíteme decirte que estás muy equivocado. Aún te queda mucho por aprender de este maravilloso juego si todavía no has comprendido que detrás de ese nombre, de imposible pronunciación para muchos muggles, existe algo mágico… Un poder capaz de convertir cualquier pueblo o ciudad en un lugar de leyenda repleto de aventuras y peligros… Un encantamiento que hace que personas que no se conocen fuera del geocaching y que ni se mirarían por la calle si se cruzaran un día, se conviertan en hermanos de armas y que entre ellos nazca una camaradería que no se puede comparar con ninguna otra que yo conozca.

Ese es el poder que se oculta detrás del geocaching. Una magia que ha vuelto a obrar su milagro el pasado fin de semana en el pequeño pueblo catalán de Castelladral que, gracias al evento convocado por los equipos MetalTeam, Saya1975, Campanilla14 y Totdiuquesi, se ha convertido durante dos días en la fictícia ciudad amurallada de Desembarco del Rey, donde más de doscientas personas se han transformado en miembros honoríficos de las casas Stark, Baratheon, Lannister, Martell, Targaryen y Tyrell para vivir la aventura de “Geo de Tronos“.

4e9fc9d3-37e3-426c-85b2-0f0c4120e1f7_l

IMG-20170501-WA0003

El sábado 29 de abril de 2017 a las 9 de la mañana las insignias de las Casas Mayores que protagonizan “Canción de Hielo y Fuego” cubrieron las ventanas del albergue de Castelladral y  las campanas de la iglesia doblaron con fuerza dando la señal para que los famosos acordes de la serie televisiva comenzaran a sonar en cada rincón de la plaza principal y el evento diera así comienzo, transformando el pueblo y a nosotros mismos.

IMG_20170429_100724

Poco a poco, numerosos equipos de geocachers comenzaron a llegar al salón del Trono de Hierro de Desembarco del Rey, donde Su Alteza Tommen, de la casa Baratheon, el primero de su nombre de su nombre, rey de los Ándalos y los Rhoynar y los Primeros Hombres, señor de los Siete Reinos y Protector del Reino, nos dio la bienvenida mientras su séquito repartía las acreditaciones del evento que servían, además, para nombrar a cada uno de los asistentes como miembro de una de las Grandes Casas. Asimismo, se anunció que durante todo el fin de semana a través de distintas actividades y FTFs se repartirían un número indeterminado de pepitas de oro que servirían para determinar que casa sería la vencedora de la justa a la conclusión del evento. Y todo esto bajo una premisa: “Todo vale en Geo de Tronos, Valar Morgulis“.

Una vez estuvimos todos reunidos y las Casas constituidas, se publicó una extensa serie de quince cachés tradicionales, que nos llevó  a conocer en detalle los senderos que rodean Castelladral en un paseo de tres horas de duración en el que descendimos a un bonito valle repleto de vegetación e, incluso, un pequeño riachuelo, y en el que se repartieron las primeras y codiciadas pepitas de oro a aquellos equipos que consiguieron hacer cada uno de los FTFs.

La ruta circular nos llevó una vez más a Castelladral, justo a tiempo para la hora de comer, por lo que organizamos un gran picnic en la plaza del pueblo mientras los distintos asistentes hacían planes para ocupar su tiempo hasta las cuatro de la tarde, momento en que los organizadores proclamaron el comienzo de una competición que permitirían a aquellas Casas que completaran las distintas pruebas y retos obtener más pepitas de oro.

La primera de las pruebas vino de la mano de la publicación de “El Muro“, un multi-caché de terreno 5 que invitaba a los más atrevidos a escalar el famoso muro custodiado por la Guardia de la Noche para obtener las coordenadas finales.

Mientras que unos ponían a prueba sus dotes físicas con la escalada, otros se estrujaban las neuronas para conseguir salir de una espectacular “scape-room” que la organización había preparado y en la que muchos de los asistentes demostraron que son unos grandísimos expertos resolviendo misterys, consiguiendo fugarse de la habitación en tiempos mínimos pese a la complejidad de sus puzzles.

Simultaneamente, en la plaza central del pueblo se llevaba a cabo un torneo con distintas pruebas que ponían a prueba la puntería de los participantes con arco, pelotas y aros, además de un divertido “juego de las parejas” con los emblemas de las Casas de Juego de Tronos, que sirvieron para repartir infinidad de pepitas de oro.

18118866_10208857513057342_7022337153799294982_n

Mientras todo esto ocurría, los acontecimientos se precipitaban en las sombras. La casa Tyrrell decidió secuestrar al Rey Tommen y exigir un elevado rescate en pepitas de oro a la Mano del Rey, que no tuvo más remedio que ceder al chantaje pues, según las reglas: todo vale en Geo de Tronos. Como represalia, la guardia de los Capas Doradas salió de sus aposentos y comenzó a poner bajo arresto a todo aquel asistente que se pasara de listo, haciendo así reinar la justicia en la competición.

La tarde transcurrió “apaciblemente” entre risas, juegos y cachés en un ambiente inmejorable en el que todo el mundo participó en las actividades y se metió de lleno en el papel que se les había otorgado, creándose una auténtica lucha por conseguir más y más pepitas de oro que las casas rivales tuilizando las más diversas estrategias.

Y así, llegó el momento más esperado del “Geo de Tronos”: la hora de prepararse para la cena de la “Boda Roja”, en la que todos los asistentes debían acudir disfrazados de personajes de “Canción de Hielo y Fuego”.  Y allí se reunieron reyes y guerreros… kahleesis y kahls… hombres libres y caminantes blancos en un desfile de imaginación y creatividad como solo puede verse en un evento de geocaching.

d5508892-dc8b-4075-93c3-55fe6e835258

Tras el banquete de la “Boda Roja”todos los asistentes pasaron al Salón del Trono de Hierro, donde se procedió a la entrega de los premios a los mejores disfraces, así como de una serie de regalos y presentes para todos los asistentes, en una nueva muestra del cariño y el gusto por los detalles que en todo momento tuvieron los equipos organizadores del evento.

El cansancio acumulado tras una intensa jornada comenzaba a hacer mella entre los asistentes. Sin embargo, justo en el momento en que muchos empezaban a pensar en retirarse a sus aposentos, salió publicado el caché nocturno de “LOS CAMINANTES BLANCOS“, que nos volvió a llevar a los senderos de Castelladral para, armados con nuestras linternas y frontales, huir de esos monstruos que pretendían llevarse nuestras almas más allá del muro y, ya de paso, localizar un divertido caché que nos tuvo entretenidos hasta la madrugada y que nos hizo caer rendidos al llegar al albergue… a todos aquellos que no nos quedamos a seguir la fiesta en la discoteca que se improvisó en el salón del Trono de Hierro.

El amanecer trajo consigo un suculento desayuno que preparó a todos los asistentes para el anunciado “CITO de la Vergüenza” en el que no solo se recogieron desperdicios, sino que también se procedió a la búsqueda de los huesos de aquellos que habían caído en la cruenta lucha de la jornada anterior y, ya de paso conseguir más y más pepitas de oro. Parecía que el lugar estaba muy limpio y sin apenas basura, pero como suele ocurrir en estos casos, las apariencias engañan y se consiguieron llenar varias bolsas.

Imagen2

El divertido Wherigo “LA MANO DEL REY” nos tuvo a todos entretenidos conociendo a los auténticos personajes de Juego de Tronos hasta que un rumor comenzó a correr entre los asistentes. El Rey Tommen se había vuelto loco y amenzaba con lanzarse desde lo alto del campanario… Todos los asistentes al evento nos reunimos allí y asistimos incrédulos al suicidio del monarca, circunstancia que dejó un vacío de poder que La Mano se vio obligado a solucionar de manera inmediata, procediendo a realizar un recuento de las pepitas de oro conseguidas por cada una de las Casas a lo largo de todo el fin de semana. Y así, tras diversas alianzas y juegos de poder, la casa Targaryen resultó vencedora del “Geo de Tronos” y, entre todos sus miembros, se acordó por absoluta unanimidad nombrar a Su Alteza la Abuela, de la casa DuduJenny, primera de su nombre, como reina de los Ándalos y los Rhoynar y los Primeros Hombres, señora de los Siete Reinos y Protectora del Reino.

IMG-20170502-WA0006

Y con la cuestión de la sucesión resuelta, únicamente quedaba celebrarlo compartiendo mesa en la recordada “Fideuá de la Victoria” donde una vez más, los asistentes degustaron un gran banquete lleno de deliciosos manjares que sirvió de punto y final a esta maravillosa experiencia que fue “Geo de Tronos”. A partir de este momento llegaron las despedidas y la promesa de que el año que viene los organizadores volverían con las pilas cargadas, esta vez con la temática de Star Wars en un nuevo evento del que estamos deseando conocer nuevos detalles. Si sólo invierten en él una pequeña parte del esfuerzo y el cariño que han demostrado en esta ocasión, no me cabe ninguna duda que la magia del geocaching volverá a transformar al mundo y a nosotros mismos para, por unas horas, vivir en un mundo de fantasía, aventuras y amistad como sólo este juego puede hacer.

¡¡¡Allí nos veremos!!!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s